miércoles, junio 20, 2007

Se les fue la mano



Hace mucho que quería escribir este post y nunca tenía el tiempo. Es sabido que la slow life no sólo es excelente para mejorar la calidad de vida sino que está de moda. El yoga, feng shui, la meditación y las medicinas alternativas son sólo algunos casos de palabras que se escuchan cada vez con más asiduidad.

Es lógico que en este escenario las empresas quieran captar el mercado de las personas slow. Pero así como la vida slow hace hincapié en lo sutil, algunas marcas se pasaron de obvias para intentar capitalizar el boom de la vida lenta. Un caso es el de Knorr con su promoción tranquila. La verdad es que el aviso publicitario es tan obvio que lejos de brindar paz lo pone a uno bastante nervioso. Por lo menos ese es mi caso.

3 comentarios:

Viva Caillaux dijo...

estoy de acuerdo, me pone bastante nerviosa y además me aburre !!!!

Anónimo dijo...

Es gracioso ver cómo intentan las marcas captar mercado en donde no lo hay.
Una persona que vive de esa manera hace sus propios caldos (cerdo,pollo, verdura...), los congela y usa cuando los necesita.
No sólo hay que parecerlo...

Anónimo dijo...

Cualquier verdura !